Clive Barker's Jericho Review By Lunatika

Clive Barker’s Jericho

Review By Lunatika

 



Gráficos || 8.5

El aspecto gráfico de este título es majestuoso. Sin embargo, tiene algunos puntos bajos que podemos criticar. Los modelos de personajes, sus texturas y sus rasgos faciales son excelentes; pero, si hablamos de sus expresiones y algunos de sus movimientos, los encontramos un tanto robóticas. Podemos observar, en los diálogos, como los labios de los personajes, muchas veces, no condicen con lo que dicen, o simplemente no se mueven, algo que en esta época, y pensando que se trata de un juego para consolas de tercera generación, es casi un pecado.

Por otro lado, los escenarios son amplios y detallados, la iluminación juega muy bien, y crea una atmósfera oscura y tétrica que atrapará al jugador. No obstante, las texturas se vuelven algo repetitivas, brindando al jugador la sensación de estar jugando siempre el mismo escenario. Algunos detalles, como los fluídos, el fuego, la sangre y las vísceras, que si bien no están mal, podrían haber estado mejor trabajados.

 

Sonido - Banda Sonora || 9

La música es brillante. Acompaña perfectamente al jugador, tanto en los momentos de tensión, como en el resto del juego. Los sonidos FX están bien logrados y son variados, tanto las pisadas, como las goteras o los zumbidos parecen reales. Jericho es de esos juegos que se disfrutan al máximo con un sistema 5.1.

En cuanto a las voces, están bien actuadas, los actores hicieron un buen trabajo, el tono de la voz de cada personaje se adecua a la situación.

 

Jugabilidad || 7.5

Bastante Innovadora, pero a la vez monótona. Ya desde el principio del juego (después del primer escenario para ser exacto) disponemos de la posibilidad de ir cambiando de personaje. Durante todo el juego, desempeñamos el papel de Ross, capitán del comando Jericó, quien, luego de morir, al tener una existencia de alma, es capaz de poseer el cuerpo de sus compañeros.

Cada uno de los integrantes tiene dos habilidades especiales, las cuales podemos manejar de acuerdo a la situación, simplemente cambiando de personaje. En determinados momentos, nos veremos obligados a elegir a determinado miembro del comando Jericho, de lo contrario, no podremos avanzar en el juego.

En cuanto a estrategia, tenemos la posibilidad de ordenarles a nuestros colegas que avancen o se detengan. Como el equipo está separado en dos escuadrones (alpha y omega) podremos darles órdenes por separado. Pero más allá de esto, otras opciones no nos brindan.

Durante todo el juego dispondremos de las mismas armas, lo único que iremos desbloqueando serán algunas habilidades de ciertos personajes que son útiles en momentos específicos. Esto hace que Jericho se nos haga monótono. A pesar de ser innovador, peca en mostrar todo su potencial desde el principio, dejando al jugador casi sin ninguna opción nueva por desbloquear.

Por último, debemos aclarar que si bien, los controles son sencillos y los personajes son fáciles de manejar, la inteligencia artificial de los bots no es muy alta y sus habilidades de combate muy precarias. Esto será una dificultad más para el jugador, sobre todo en la pelea contra Bosses.

 

 

Historia || 6

Desde los comienzos atrapa el jugador. La primera animación introductoria y el primer texto que aparece antes de la primera misión nos dejan con intriga y nos dan la sensación de estar frente a un argumento místico y bien logrado.

Pero, nada es lo que parece, a medida que se desarrolla el juego, personajes empiezan a sumarse a esta intrincada historia, muchos de ellos sin justificación alguna, mareando al jugador. Los diálogos en lugar de aclarar, enredan más el asunto. En las últimas instancias, termina siendo un FPS más del montón, que lo único cautivador que tiene es la atmósfera y la estética.

Se nota que fue pensado como una parte de un todo, sobre todo por el final, claramente inconcluso, que deja al jugador con un mal sabor de boca.

No dudo de la gran capacidad de Barker en crear un guión, de hecho, no creo que el error haya sido de él. Es más que claro que el equipo desarrollador del juego no fue capaz de adaptar al máximo la enferma mente de Clive Barker. La trama es muy apresurada y el final precipitado.

 

 



CONCLUSIÓN

Clive Barker’s Jericho podría haber perfiládose como uno de los mejores FPS de los últimos años si no fuese porque los desarrolladores no pusieron el suficiente empeño en este título. Se nota mucho el cambio desde el principio del juego al final, es claro que se apresuraron a terminarlo. Si bien tiene aspectos majestosos, no podemos dejar de lado aquellos que podrían haber estado mejor.

Se lo recomiendo a todos los fanáticos de los FPS, que puede llegar a parecer un juego monótono, pero al ser corto, no llega a aburrirnos.



NOTA FINAL

7.8

Comments